Noticias

El alcohol y sus efectos...

08-07-2014

1. La mujer promedio necesita de tres a cinco tragos para terminar concruda, mientras que el hombre promedio necesita seis.

2. Siempre se ha dicho que las bebidas alcohólicas incoloras (como el vodka y la ginebra) provocan resacas menos fuertes que las de colores intensos (como el vino tinto y el whisky). Y esta afirmación es cierta. Un estudio realizado por la Research Society on Alcoholism encontró que las bebidas de colores oscuros contienen niveles más elevados de congeners (unos subproductos químicos del proceso de fermentación) que las bebidas de colores claros.

3. Según las investigaciones, 250 ml de alcohol hacen que el cuerpo expulse de 800 ml a un litro de agua. Es decir, que aquella teoría de beber un vaso de agua por cada trago que tomes debería ser ajustada a 4 vasos de agua por trago. ¡Calcula a razón de 1 litro de agua por cada copa de vino que pasa por tu boca!

4. Se ha descubierto que realizar alguna actividad física intensa mientras bebes (bailar, por ejemplo) en realidad empeora los síntomas de la resaca al día siguiente.

5. Prepárate para sentirte mal durante la mitad del día por lo menos, pero en esto también influyen otros factores como el peso, la cantidad de alcohol que consumiste y el nivel individual de tolerancia al alcohol.

6. El farmacéutico estadounidense John Stith Pemberton originalmente inventó la Coca-Cola como un remedio para aliviar la resaca y los dolores de cabeza.

7. Considera el sexo como una especie de cura orgásmica. Está bien, no te quitará la cruda, pero te hará liberar oxitocina, una hormona que disminuye la sensibilidad al dolor y mejora el estado de ánimo… ¿Necesitas más para convencerte?

8. Combatir la resaca con más alcohol no es conveniente. Los refranes “un clavo saca otro clavo” o “la mancha de mora con otra se quita” es mejor no aplicarlos en este estado. Lo único que lograrás es aliviar el dolor de cabeza momentáneamente gracias al efecto vasodilatador del alcohol, pero más tarde volverá a aparecer ¡y peor! No funciona, como tampoco funcionan la mayoría de las curas para la cruda, según la revista médica BMJ.

9. Una persona con una concentración de alcohol en la sangre de 0,2% experimentará lo que llaman un blackout y no recordará nada o parte de lo que sucede durante ese período. Con un nivel de alcohol en la sangre de entre 0,3 y 0,4% se puede caer en coma. Y cualquiera con un nivel de más de 0,4 puede morir.

10. Las crudas empeoran con los años. Según el cuerpo envejece, la cantidad de la enzima responsable de metabolizar el alcohol (la deshidrogenasa) disminuye. Seguro que en algún rincón del mundo un estudiante de química está intentando embotellar esta enzima con el fin de asegurar su fortuna en el futuro.

La Mejor
La Mejor
Reproducir
Pausa
La Mejor
La Mejor
Reproducir
Pausa
Ampliar
Minimizar Cerrar
...
...