Noticias

Hay de cochinadas a cochinadas...

12-06-2014
Sí, es cierto que cuando uno está enamorado deseas compartir todo. Lo cierto es que no siempre estamos conscientes del daño que podemos hacerle a nuestra pareja al prestarle ciertos accesorios de higiene.

¿Qué objetos has compartido con tu pareja? Si has compartido uno de los objetos que aparecen a continuación, puede que necesites saber las razones por las que NO deberías hacerlo.

1. Desodorante: Si le prestas a tu pareja tu desodorante, puede que también le estés compartiendo tus gérmenes u hongos que tienes en las axilas. Ahora bien, si tu “corazoncito” no trae desodorante y necesita uno, lo mejor es que tengas uno nuevo de emergencia o uno en spray para evitar el contacto con la piel.

2. Cepillo de dientes: Los cepillos dentales pueden albergar restos de sangre, que a su vez son hogar de bacterias y que estarán gustosas de vivir en la boca de tu amado.

3. Cortauñas o cualquier accesorio para pies: Supongamos que tienes un hongo y no te has dado cuenta, luego le prestas tu cortauñas a tu pareja y ¡Pum! Se vuelven reyes de un reino fungi. Al compartir este tipo de accesorios aumentas el riesgo de contraer Hepatitis C y estafilococo.

4. Rastrillos: ¿Cuál es la función de un rastrillo? Ok, rasurarte. Pero al hacerlo, residuos de piel muerta se van en las láminas que también son hogar de bacterias y si algún día te cortaste y no te diste cuenta, también tendrá restos de sangre que facilitan la transmisión de bacterias.

5. Peines y cepillos: Aunque no es tan grave contagiarse de caspa, puede ser algo molesto.

Pero no te apures, hay objetos que SÍ se pueden compartir sin que exista riesgo alguno de contagio. Pasta de dientes, jabón líquido y shampoo compartido, podrán hacerte ahorrar unos cuantos pesos.

La mejor
La mejor
Reproducir
Pausa
Ampliar
Minimizar Cerrar
...
...